Terror: Descuartizan Reos para Comérselos

Terror: Descuartizan Reos para Comérselos

Un informe que circuló en los medios estremeció a la sociedad venezolana.

Según se conoció, reclusos de un penal en San Cristóbal, al occidente del país, en la frontera con Colombia, masacraron a dos internos y se los comieron.

Las autoridades hasta ahora no han confirmado la terrible versión, pero los familiares de las víctimas hablaron con los medios nacionales y formularon la denuncia, señalando además que los guardias de la prisión dedican su tiempo a la extorsión y no a preservar la seguridad de los penados.

El padre de una de las víctimas, identificado como Carlos Herrera, denunció que su hijo fue asesinado junto a otro recluso y sus cuerpos fueron descuartizados, alegadamente con la anuencia de los carceleros que no hicieron nada para salvarlos.

Asimismo Herrera dijo a los medios que los guardias de la prisión le habían solicitado una semana antes de los asesinados, doscientos mil bolívares como un plan de seguridad para su hijo. “Ellos exigieron el dinero y un carro, para trasladar a mi hijo a una celda con más seguridad”

El padre del joven recluso se negó a pagarles a los guardias y al día siguiente se produjo el asesinato. “Lo más escalofriante es que al muchacho lo guindaron por los pies para que se desangrara y llamaron a un sujeto llamado “come gente”, para que lo descuartizara y se lo comieran”.

Según se conoció, los guardias amenazan con matar a los detenidos, para obligar a la familia a buscar dinero para salvarlos. Se presume que entre los guardias y las autoridades del penal, colectan alrededor de un millón de bolívares semanales entre los familiares de los reclusos.

Herrera, agregó que el dolor más grande que tiene es que no podrá tener el cuerpo de su hijo para hacerle un funeral, ya que según versiones de otros presos que salieron en libertad, los restos de su hijo y el otro joven, fueron dados de comer a los otros detenidos.

“Hablé con uno de los que salieron en libertad (rehenes) y estaba al lado de mi hijo cuando comenzaron a hacer esto. Los picaron en pedazos y se los dieron a los detenidos para que se los comieran”, señaló.

En ese sentido, el diputado a la Asamblea Nacional (AN,Parlamento), Franklyn Duarte, señaló que la situación ya había sido denunciada ante las autoridades y que un informe con todos los datos será presentado ante el Parlamento.

Según reseñaron varios medios venezolanos, el motín en el cuartel habría durado 29 días. Sin embargo, ni el gobernador de la entidad, José Gregorio Vielma Mora, ni la ministra de Asuntos Penitenciarios Iris Varela, han informado sobre lo sucedido.

Share this post