Confiscarán 11 mil Millones de Dólares a Chavistas en USA

Confiscarán 11 mil Millones de Dólares a Chavistas en USA

El Departamento de Estado inicio en Miami, Florida, una investigación que podría dejar en la ruina a los multimillonarios venezolanos que obtuvieron su fortuna a través de manejos dolosos en la industria petrolera.

Se estima que entre los posibles acusados figura el expresidente de PDVSA, Rafael Ramírez, mencionado en una investigación hecha por el parlamento venezolano, sobre la desaparición de 300 mil millones de dólares.

Ramírez, reclama que se trata de una mentira, mas no quiere asistir a las citaciones que le formuló la asamblea para que aclare las finanzas de la compañía nacional mientras duró su presidencia.

Asimismo trascendió en Miami que el empresario venezolano William Ruperti que apadrina a los narcosobrinos del presidente Maduro, podría figurar a la cabeza de los investigados si se determina que uso los bancos norteamericanos para lavar los dólares de la corrupción que arruino a Venezuela.

Los fiscales designados para investigar a los alegados corruptos venezolanos, averiguan también la posibilidad de establecer que muchas de las fortunas que mueven los chavistas en la Florida, provengan del narcotráfico, esto tomando en cuenta que el alto mando militar está conformado por militares buscados por la DEA y por autoridades de otros estados.

El Diario LAS AMERICAS, de Miami, publica hoy un reportaje en el que citan a la agencia Bloomberg, de Nueva York, como fuente de la información sobre el caso que involucra a varios venezolanos, a quienes les confiscarán las propiedades y activos en los Estados Unidos, por el presunto saqueo de la empresa estatal venezolana Petróleos de Venezuela.

La fuente afirma que el juicio podría convertirse en la confiscación de activos más grande la historia de EEUU.

De acuerdo con el informe, tres personas cercanas al caso aseguran que el gobierno de EEUU ha estado investigando al menos a una docena de venezolanos y se espera que el próximo mes presente cargos en Houston contra algunos de ellos.

Se conoció que en la lista están exejecutivos de Petróleos de Venezuela, conocida como PDVSA, y son sospechosos de haber aceptado sobornos de los intermediarios de adjudicar contratos a precios inflados, por lo que habrían desviado unos 11 mil millones de dólares.

Las tres personas hablaron en condición de anonimato porque la investigación está en curso y es sensible debido a su impacto en la política exterior de EEUU.

Se conoció que el gobierno ha fijado su mirada en una serie de activos estadounidenses, incluyendo unas 20 propiedades residenciales, algunas de las cuales están ubicadas en West Palm Beach, en Florida, y otras en los suburbios de Houston.

Congreso de Venezuela también acusa

Por otra parte, se conoció que el congreso de Venezuela está tratando por separado de recuperar 11.3 millones de dólares que desaparecieron de PDVSA entre 2004 y 2014, cuando Rafael Ramírez, actualmente embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas, fue presidente de la compañía.

Se conoció que Ramírez ha rechazado las acusaciones del Congreso y ha indicado que son mentiras. Los investigadores también están estudiando las relaciones que implican a PDVSA y compañías como Pratt & Whitney, General Electric Co. y Rolls Royce Holdings Plc, así como ProEnergy Services, una empresa con sede en Missouri.

La investigación señala que los fiscales han estado rastreando el dinero que fluía a través de Citigroup Inc., JPMorgan Chase & Co y Wells Fargo & Co.

El tráfico de cocaína

Entre las personas bajo investigación esarían funcionarios venezolanos del actual gobierno, empresarios prominentes e individuos sospechosos de estar involucrados con el tráfico de cocaína, según informaron dos de las personas que declararon.

Seguridad Nacional de Investigaciones, la DEA y el FBI están todos involucrados en la investigación, que ha estado en marcha durante al menos tres años y se focaliza en una actividad que se remonta a 2005.

El FBI se negó comentar, al igual que la DEA, el Departamento de Justicia, Seguridad Nacional de Investigaciones y la oficina del Fiscal de EEUU en Houston.

La investigación se produce en un momento en que el costo de la corrupción es claramente evidente en la economía de Venezuela. El que fuera ministro de Finanzas hasta el 2014, Jorge Giordani, ha dicho que hasta $ 300 mil millones fueron malversados de Venezuela en la última década debido a la corrupción de alto nivel.

 

Share this post