Celoso Quemó Vivos a Tres Niños

Celoso Quemó Vivos a Tres Niños

vUn sexagenario celoso causó la muerte de tres niños al incendiar el hogar donde vivian junto a su madre y la abuela.

Las victimas una bebé de 2 años, un niño de 3 y otro de 6, que sufría de parálisis cerebral, murieron víctimas de quemadura en un 80 por ciento del cuerpo, dijo un vocero de la policía de Caucagua, región donde ocurrió el

Rosa Zerpa, la abuela de los menores quemados.

hecho, en el Estado Miranda a pocas millas de la ciudad de Caracas, Venezuela.

Los detalles del caso indican que el autor del triple homicidio, identificado como Emilio Lugo, de 60 años sufrió un ataque de celos porque vio a la madre de los menores hablando con un hombre con el cual sostuvo una pelea.

Lugo se llevó la peor parte en la riña y fue internado en un hospital con algunas contusiones.

La policía declaró que el sexagenario abandonó el hospital, buscó un balde, lo llenó de gasolina y lo lanzó por una de las ventanas de la casa y le prendió fuego, ocasionando un incendio donde apenas dos personas pudieron salvarse, ambas con graves quemaduras.

Yuliana Clemente, de 25 años madre de los menores, declaró que, pese a la gravedad de las quemaduras que sufrieron los niños, tenían posibilidades de salvarse, mas sin embargo, en el hospital de Caucagua no había ni equipos ni medicamentos para atenderlos.

Dijo que los niños dormían y ella estaba sentada en la cama cuando comenzó el incendio. Entre el humo y la confusión abrió la puerta y los vecinos ayudaron a sacar a los pequeños, fueron trasladados al Hospital de Caucagua donde no los recibieron pues no contaban con insumos para atenderlos. Se dirigieron al Seguro Social de Guarenas y allí recibieron la misma respuesta. La última opción fue el hospital Domingo Luciani, pero la niña falleció en el trayecto mientras que los varones murieron minutos después de su ingreso.

Clemente dijo que Lugo, al verla con un amigo, le dio un ataque de celos. Los dos hombres habían discutido más temprano. Lugo resultó herido y tuvo que ser trasladado a un centro asistencial mientras que el amigo a la mujer fue detenido. Una vez dado de alta, Lugo cometió el crimen.

“Él me tenía acosada desde hace un año, afirmó. “Yo hago un llamado a las mujeres para que denuncien, porque si yo lo hubiese hecho hoy tuviera a mis tres hijos”, indicó la joven.

Emilio Lugo es pareja de Rosa Zerpa, abuela de Clemente, y por esa razón la mujer no denunció el caso ante las autoridades, además Zerpa es la dueña de la habitación en la que Yuliana Clemente vivía y sentía temor de que su familiar la botara del sitio con los menores.

Share this post